viernes, 28 de diciembre de 2007

TONY JAA EN "THAI DRAGON"


“Toom-Yum-Goong”, o como la han traducido aquí “Thai Dragon” es una película honesta. A día de hoy no es raro encontrar un póster promocional o incluso un tráiler altamente engañoso (véase lo que pasó con la excelente “El bosque” de M. Night Shyamalan, que acabó pasando sin pena ni gloria porque decidieron tratar de venderla como una película de terror, cuando en realidad no dejaba de ser un drama fantástico).


“Thai Dragon” es una película que satisface al espectador despertando sus instintos más básicos: el guión es simple, el desarrollo mediocre, el protagonista no tiene apenas más que unas frases de texto (y una de ellas pasará a la historia: “¿Dónde está mi elefante?”), pero es absolutamente INCREIBLE y recomendable.



Jaa interpreta a Kham, un joven luchador que deberá viajar a Australia para recuperar un elefante al que se siente muy unido.
En su aventura contará con la ayuda del inspector Mark (Petchai Wongkamlao, ya visto en “Ong Bak”) y la bella Pla (Bongkuch Kongmalai).





Tony Jaa es actualmente el artista marcial con mayor proyección internacional, destinado a ser el digno sucesor de Bruce Lee y Jackie Chan.
Tony tiene una contundencia brutal. Cada una de sus patadas te duelen aún estando en tu cómodo asiento.



Jaa domina a la perfección el muay-thai (arte marcial fácilmente reconocible por el uso de codos y rodillas), así como por ser un perfecto acróbata, un atleta de resistencia inaudita en el que en más de una ocasión te hace pensar que se ha extirpado los muslos y se ha implantado ancas de rana o tendones de canguro.



Cabe destacar el excelente plano secuencia, ¡sin cortes!, de aproximadamente seis minutos en el que Jaa golpea, patea, parte, empuja, destroza y aporrea a varios cientos de malvados sicarios dispuestos a privarle el paso.


Una escena que debería pasar automáticamente a la historia del cine de artes marciales.

A los que disfrutaron viendo “Ong Bak”, no os podéis perder esta deliciosamente coreografiada película de Pachya Pinkaew, ya que repite director, actor y productor y a los que les dejo fríos: es más de lo mismo.


Por si no fuera poco, en la rueda de prensa que Jaa ofreció en Barcelona, hizo gala de una simpatía y humildad inaudita, además de regalarnos en vivo y en directo una espectacular exhibición .






Larga vida al dragón tailandés.

Design by Konnio

eXTReMe Tracker